Noticias

Mar 9, 2018

UNA INDUSTRIA QUE SE DESPIDE DEL DIÉSEL, Y MIRA A UN FUTURO DE TECNOLOGÍA LIMPIA

 

El diésel cae, y las consecuencias de esa caída será uno de los temas que centrarán este año el salón del automóvil de Ginebra. Los datos no dejan dudas sobre cual es la tendencia en el mercado: las matriculaciones se han dado la vuelta, y la gasolina supera ya al diésel. Han sido una conjunción de factores las que han motivado esta caída. El primer golpe fue el escándalo de emisiones que se destapó en Volkswagen, y que derribó el mito de que era un combustible más limpio que la gasolina. A esto se une la creciente ofensiva contra las denominadas tecnologías sucias, y que uno de sus objetivos es desterrar el diésel por sus serios efectos medioambientales. Pese al crecimiento de las matriculaciones, la gasolina no está exenta de problemas, dado el endurecimiento de las emisiones de CO2. Por lo tanto la industria mira al coche eléctrico como futuro de un mercado que estará cada vez más regulado en cuestiones medioambientales. De momento la cuota de mercado de los vehículo limpios es pequeña, pero es la gran apuesta que no podrá ignorar ninguna marca.

Ver noticia original


Busca Empresas




Búsqueda avanzada